fbpx

Ventajas y desventajas del teletrabajo + algunos tips

El mundo ha cambiado de una forma inimaginable, el teletrabajo se ha convertido en una parte esencial dentro de las dinámicas de vida de las empresas y muchos afirman, que vino para quedarse.

La situación mundial con el surgimiento y proliferación del covid-19 ha obligado a muchas empresas a adaptarse a un mundo en el que el trabajo en casa es la única alternativa. Sin embargo, acostumbrarse a los nuevos estilos de vida que tenemos no es en sí el problema.

Muchas personas asumieron el reto sin ningún problema, muchos otros incluso sin ningún tipo de conocimiento sobre cómo proceder. Esto último ha ocasionado descontentos en los trabajadores, pues sienten que no saben cómo organizar su tiempo para trabajar y atender sus hogares.

El teletrabajo o teleworking (en inglés) es una forma de trabajo remoto que se realiza utilizando medios tecnológicos que faciliten el desarrollo del mismo.

Si esta es tu situación o la de tus empleados, te recomiendo que sigas leyendo este artículo donde te presentaré algunas ventajas y desventajas del teletrabajo.

Índice

¿De qué se trata el teletrabajo?

De acuerdo a la Organización Internacional del Trabajo, el teletrabajo o teleworking (en inglés) es una forma de trabajo remoto que se realiza utilizando medios tecnológicos que faciliten el desarrollo del mismo.

El trabajo remoto permite que sin importar donde estés puedas acceder a la información necesaria para realizar tus labores diarias. Es bastante común que usemos recursos como el celular, computadoras o laptops y otros dispositivos móviles para crear un ambiente de trabajo que nos permita, a la distancia, comunicarnos con nuestros compañeros y jefes.

El uso del internet dentro del teletrabajo es fundamental, pues será la forma en la que nos mantendremos en contacto con los demás. En los últimos años, el crecimiento de los espacios denominados coworking ayudó a darle a los emprendedores, freelancers o profesionales independientes un espacio para trabajar de forma remota pero compartida.

Sin embargo, la llegada de la pandemia ocasionada por el covid-19 obligó básicamente a todos los sectores fuera de la salud a encerrarse en sus hogares, y a la vez ayudó a que aquellas personas acostumbradas a una oficina adecuaran sus hogares como lugar de trabajo.

¿Cuáles son los beneficios?

Si bien la práctica del teletrabajo no es una costumbre netamente nueva, es innegable su crecimiento a lo largo del último año. Sin embargo, muchas son las iniciativas que buscaban ya aumentar la presencia de trabajadores en sus hogares.

Así lo hizo el Gobierno de Madrid, cuando en 2018 lanzó su programa Estrategia Madrid para el Empleo que busca fomentar la flexibilización del trabajo y el bienestar en el empleado. Este tipo de estrategias contribuyen también a la inclusión de personas con discapacidad en ambientes laborales.

Uno de los principales objetivos de este tipo de iniciativas es contribuir en el bienestar mental del trabajador, al permitirle encontrarse en un ambiente cómodo, pasar más tiempo con su familia e incluso reducir gastos al no tener que transportarse diariamente de su casa a la oficina.

Pero no todo son ventajas, si bien muchos hemos tenido que adoptar esta nueva modalidad de vida, no todos estamos lo suficientemente preparados para afrontarla.

¿Cuáles son las desventajas del teletrabajo?

Básicamente, el teletrabajo en sí no es una desventaja. Sin embargo, la falta de organización de muchos empleados y en algunas ocasiones de las empresas, no permiten que el teletrabajo funcione de manera óptima.

Muchos son los casos en los que no nos sentimos con ánimos de trabajar, y al estar en el hogar se nos hace más sencillo alargar las horas de trabajo y sustituir las tareas de la empresa por tareas del hogar.

De la misma forma, la presencia de nuestros familiares puede generar distracciones. Debido a esto, podemos aplazar nuestras labores para atender conversaciones familiares, juegos con nuestros hijos, o simplemente aprovechar el tiempo que tenemos para un nuevo hobbie o simplemente ver televisión.

Varias son las desventajas que puede presentar el teletrabajo, mal aplicado, puede generar problemas para trabajar en equipo, ansiedad, pérdida del ambiente laboral, estrés, aislamiento, entre otros.

Por otro lado, algunos empleadores consideran que toda hora dentro del hogar es también hora de trabajo, y han llegado a aumentar los objetivos semanales considerando que al no tener que movilizarnos, tenemos más tiempo que puede convertirse en productividad.

Pero esto no siempre es así, ya que en la vida siempre es importante conseguir equilibrio, e incluso en estas situaciones, debemos hacer espacio para él.

Desde ProsperPoints te damos algunas recomendaciones para que puedas lidiar con el día a día.

¿Qué puedes hacer?

En primer lugar, para evitar síntomas de desmotivación, te recomiendo que inicies tu día a la misma hora que solías hacerlo antes de iniciar con el teletrabajo. Es decir, levántate de la cama como si fueses a ir a la oficina. Incluso debes olvidarte del pijama antes de sentarte frente a la computadora.

Este tipo de hábitos ayudan al cerebro a entender que el descanso terminó y que es hora de trabajar, así que después del desayuno, arréglate y manos a la obra.

Segundo, organiza tus horas de trabajo por medio de un horario, considera la hora de hacer las comidas y las horas de descanso como parte de él. Es recomendable tomar una pausa al menos cada 45min para estirar la espalda, caminar alrededor de la casa y tomar agua.

Pasar muchas horas sentado frente a la computadora, puede resultar en enfermedades de espalda, túnel carpiano, vista y hasta de circulación.

Tercero, si las redes sociales no son parte esencial de tu trabajo, disminuye su uso durante las horas laborales. Sabemos que son una distracción y su abuso puede generar sensaciones de dependencia que no ayudarán para nada con tu teletrabajo.

Cuarto, crea un ambiente óptimo para el trabajo. Ya sé que el sofá de la sala es bastante cómodo, pero no es un lugar adecuado para pasar jornadas completas de trabajo. Si no tienes suficiente espacio, improvisa un escritorio con suficiente luz y ventilación donde puedas concentrarte mejor.

Por último, crea objetivos diarios, semanales y mensuales que te ayuden a medir tu progreso. Cuando llevamos cuenta sobre los pasos que damos, es más sencillo ver cuánto hemos avanzado y esto siempre se traduce en cifras positivas para la empresa y la motivación personal.

Son muchos los que dicen que el teletrabajo llegó para quedarse, y en los años venideros aumentarán las empresas que prefieran el trabajo remoto que presencial, así que mejor irse adaptando.

¿Tienes más sugerencias? Ayúdanos a completar la lista…

Leave a Comment

You must be logged in to post a comment.