fbpx

Los Primeros Pasos

Para iniciar un proyecto de crear una app móvil desde cero en un país extranjero, hablando un idioma nuevo y aprendiendo una cultura distinta, no tenía otra opción: el Modelo Lean. Con un presupuesto apretado, tuve que trabajar double time o tener un trabajo principal y luego enfocarme en el proyecto durante la noche y el fin de semana.

A continuación vamos a ver cómo empecé a hacer las investigaciones las cuales me dieron la confianza que el concepto podría funcionar en Chile como en los EE.UU. Entonces, ¿qué hice?

Dado que tenía instalada la app Pocket Points en mi celular, salí para las calles para mostrar, conversar y preguntar a potenciales usuarios y clientes. Teniendo un two-sided platform o una plataforma de dos lados, tuve que asegurar que la app fuera atractiva para ambos. Empecé con el lado usuario. Fui para docenas de campuses universitarios para hablar y mostrar Pocket Points a los alumnos. Mostré cómo funcionaba, los features y unos clientes que tienen allá en los EE.UU que son presentes en el mercado chileno igual. Me dieron “la ceja arqueada”, lo cual es la señal que busca un emprendedor al compartir una nueva idea. Me preguntaron los estudiantes cuando iba yo a tener la app para que la descarguen. ¡No tenía nada que decirles! Ni siquiera había empezado a buscar un equipo técnico para codear la plataforma, ni un Fan Page Facebook. Terminé corriendo para el lado del cliente. No se olviden es un: two sided platform.

Hice la misma cuestión con los clientes potenciales. Fui para varios (digo ~200!) negocios locales para mostrar Pocket Points de nuevo. Tocaba puertas, hablaba y preguntaba a los gerentes y dueños de los locales para conocer a sus opiniones hacia el concepto usando la app Pocket Points. Muchos me rechazaron; no querían nada conmigo. Sin embargo, varios otros le interesaba muchísimo.  Empecé dando mi pitch “vendiendo” una herramienta de marketing digital porque detecté la necesidad de aumentar una presencia digital – como dijo Bill Gates, “Si su negocio no está en internet, su negocio no existe”. Me dijeron que no tenían una página web, ni usaban marketing digital, algunos ni siquiera tenían un página Facebook para el negocio. Si tenían una, estaba mal gestionada y desordenada. Allí saqué la necesidad que la plataforma tiene que ser económica y ultra user friendly, o fácil para usar. Pero, lo importante es que muchos estaban enamorados con el hecho que la app incentiva el desuso del celular. Muchos ya se dan cuenta que el smartphone está haciendo daño a la sociedad, y quisieron ser parte del movimiento que trataba yo de iniciar.

Entonces, sí, seguí vendiendo una herramienta de marketing digital móvil, pero empecé y me enfoque en su aspecto social de despegar a la gente del celular, y crear una sociedad genuinamente “conectada”. Marketing digital fácil con un aspecto social positivo es el valor que quería agregar a los cliente.

Al fondo, lo que vi fue la posibilidad de un match con el concepto y el público chileno. Por lo tanto, decidí de renunciar al trabajo…

Leave a Comment

You must be logged in to post a comment.