fbpx

El celular: Un Arma de Distracción Masiva

Existe una tendencia creciente dentro de la sociedad a quitar la atención de lo que se está haciendo en el presente, a esto le podemos llamar distracción y ocurre mayormente porque centramos esa atención en actividades como usar el celular.

            La opción de las multipantallas hace que podamos enfocar nuestra atención en distintos tipos de información a la vez y no nos despeguemos del celular para realizar otras actividades fuera del mismo y que por lo general son mucho más importantes.

            Existen múltiples estudios en los que se demuestran que aproximadamente el 47% del tiempo, las personas están desenfocadas en su día. La cantidad de tareas diarias que debemos atender suele llevarnos a pensamientos futuros de cómo organizarnos al mismo tiempo que atendemos las redes sociales o mensajes de texto.

            Lo mismo ocurre con el tema de las multitareas. Distintas actividades al mismo tiempo pueden debilitar nuestra habilidad para concentrarnos en una sola cosa. La memoria a corto plazo solo puede almacenar entre 5 y 9 cosas a la vez, ocupar nuestra mente con exceso de información es duro para nuestro cerebro.

            Si quieres saber más sobre las multitareas, te recomiendo que leas nuestro artículo El mito de la multitarea no es tan bueno como lo pintan”. Solo observa en tu entorno la cantidad de personas que deben someterse a esto para poder cumplir en aspectos tales como educativos o laborales.

            Realizar distintas tareas impide el flujo normal del procesamiento y organización de la información. Separar y codificar todo lo que estamos recibiendo a corto plazo es un desafío para lo que el cerebro no está preparado. El uso indebido del celular hace que nuestro cerebro sufra este tipo de deterioro.

¿Qué nos ocurre?

El grado de déficit de atención en la actualidad es descomunal en niños y adultos. La era de la tecnología nos ha abordado sin estar preparados biológicamente para desempeñarlo de manera eficiente y la ciencia explica qué ocurre en nuestro organismo.

Un circuito en el cerebro que se llama la red neuronal por defecto, se dice que es la red del despiste. Esta red está compuesta por un conjunto de regiones del cerebro que trabajan entre sí y son las responsables en gran medida de que en nuestro cerebro exista actividad cuando la mente está en reposo.

Otra red que influye en la dispersión mental es la red ejecutiva central y se ocupa de las actividades de selección. Son un conjunto de habilidades implicadas en la generación, supervisión, regulación, ejecución y reajuste de las conductas adecuadas para lograr alcanzar objetivos complejos.

Lo que acá ocurre es que la red ejecutiva central nos mantiene en el presente. Sin embargo, cuando permitimos que la mente se disperse o quede en reposo, la red neuronal por defecto se mantiene en actividad y ocupa aproximadamente el 20% de la energía de nuestro cerebro.

Cuando permitimos que la red neuronal por defecto tome el control ocurre un desenfoque de atención. El uso excesivo del celular hace que nos pongamos en piloto automático, alejando nuestra atención principal del presente y llevando nuestra mente a este estado de dispersión mental.

¿Y la salud física?

Este desenfoque de la mente, está asociado con una reducción de la salud, de la eficiencia en la capacidad de aprender, de tomar buenas decisiones y una reducción en la capacidad de conectar con los demás.

En el abuso en la forma en la que utilizamos el celular existe una desconexión casi completa del presente. Desmejorando nuestra forma de alimentarnos, pues en ocasiones ni siquiera nos percatamos de lo que estamos comiendo. Nuestro organismo no asimila de forma adecuada lo que consumimos.

No asimilamos ni procesamos lo que ocurre a nuestro alrededor, el tiempo se nos pasa volando y dejamos de ser personas productivas, sin contar con que nos aislamos de las personas a nuestro alrededor. Nuestra capacidad para relacionarnos con los demás se vuelve nula.

El cortisol que produce nuestro organismo, que es el que nos da la energía y el impulso para reaccionar en los momentos indicados, a largo plazo, hace que perdamos la serenidad y la paz mental que necesitamos realmente.

Ocurren cambios en nuestra salud por el uso excesivo del celular. Nuestra vista desmejora, dejamos de adquirir conocimientos y nuestra mente divaga en tonterías sin ninguna importancia. El desempeño laboral se reduce casi en un 40% cuando permitimos que nuestra mente se disperse.

¡La solución!

Existen múltiples mecanismos para enfocar nuestra mente. Sin embargo debemos ser conscientes de que para lograrlo hay que comenzar apartando el celular. Para esto puedes leer nuestro artículo 20 métodos efectivos para dejar la adicción al celular. Ya no tienes excusas.

Lo siguiente que puedes hacer para enfocar tu mente es trabajar en fortalecer la concentración. De esta manera las distracciones que lleguen a ti, por muy pequeñas que sean, serán superadas con éxito.

Olvídate de las multitareas. Ya sabes que esto deteriora tu salud física y mental, no tienes que coger múltiples actividades para terminar por hacerlas a medias y sin la efectividad deseada. Haz una cosa a la vez y verás la eficiencia y la eficacia de los resultados.

La lectura es uno de los mecanismos más eficientes para mejorar el enfoque y la concentración. El uso indebido del celular nos aleja de este buen hábito. Leer permite que tu mente trabaje en una sola actividad a la vez por un periodo de tiempo adecuado que permite educar el cerebro para la concentración.

Hacer de la lectura un hábito, permitirá que modifiques la conducta del uso excesivo del celular. Tu mente dispersa retomará el camino, pues la red ejecutiva central tomará nuevamente el control de la actividad cerebral y el hábito de la lectura mantendrá el cerebro educado.

La meditación funciona como otro método de concentración. Al igual que el ejercicio, la meditación entrena nuestros músculos y nuestra atención. Es una práctica milenaria que conecta la red ejecutiva central permitiéndonos desacoplar de las distracciones.

Por último, y no menos importante, es que tomes descansos cada cierto tiempo, de toda clase de actividad y tareas que se te presenten. El uso indebido del celular te aleja de la conexión contigo mismo. Es tiempo de alejar toda distracción y enfocar tu mente en el presente.

Leave a Comment

You must be logged in to post a comment.